EL ÁMBITO DE APLICACIÓN EN LA CONVENCIÓN DE LAS NACIONES UNIDAS SOBRE LOS CONTRATOS DE COMPRAVENTA INTERNACIONAL DE MERCADERÍAS

Por Diego Ricardo Galán Barrera.*


B. El ámbito espacial de aplicación de la Convención

      El ámbito espacial o geográfico de aplicación de la Convención hace relación al criterio de carácter político o territorial que ella exige como circunstancia determinante de su aplicabilidad.

      El artículo 1 de la Convención, calificado como una norma de conflicto unilateral es el que delimita, además del ámbito material, su ámbito de aplicación espacial .

      Al respecto, la primera parte del artículo 1 señala:

Artículo 1
      1) La presente Convención se aplicará a los contratos de compraventa de mercaderías entre partes que tengan sus establecimientos en Estados diferentes:
a) cuando esos Estados sean Estados Contratantes; o
b) cuando las normas de derecho internacional privado prevean la aplicación de la ley de un Estado Contratante.
...

1. Supuestos de aplicabilidad del ámbito espacial

     La Convención, al circunscribir su ámbito de aplicación espacial, prevé la existencia de varios supuestos: El primer supuesto es una condición sine qua non de aplicabilidad de índole preliminar. El segundo supuesto, que complementa el anterior, dependiendo de la respectiva situación prevista en la hipotesis de la norma, determina la inmediatez en su aplicación.

a. Ubicación de los establecimientos de las partes contratantes en diferentes Estados

     El enunciado inicial del numeral 1) del artículo 1. de la Convención contempla el primer supuesto de aplicabilidad del ámbito espacial, como un requisito, de carácter fundamental, que exige que los establecimientos de las partes estén situados en diferentes Estados, siendo éste, asimismo, el criterio que determina el carácter internacional de los contratos de compraventa de mercaderías.

      Por consiguiente, cabe señalarlo con contundencia, se descarta, de plano, la aplicación de la Convención a contratos de compraventa entre partes que tengan sus establecimientos situados en un mismo Estado, vale decir, ad. ex. ambos establecimientos (de vendedor y comprador) localizados en un mismo territorio. Un contrato de esta naturaleza se considerará como una compraventa nacional o transacción interna .

b. La aplicación directa e indirecta de la Convención

      Las letras a) y b) del numeral 1) del artículo 1. de la Convención prevén los supuestos complementarios de aplicabilidad del ámbito espacial.
1) La aplicación directa de la Convención
      La aplicación directa de la Convención se deriva de lo dispuesto por la letra a) del numeral 1) del artículo 1.

Artículo 1
1) …
     a) cuando esos Estados sean Estados Contratantes; o


     En este orden de ideas, y como complemento del supuesto inicial ya mencionado, que exige que los establecimientos de las partes estén situados en diferentes Estados, la aplicación directa se predica cuando esos Estados son Estados Contratantes, es decir, que ambos, efectivamente, hayan ratificado la Convención .

      En este evento la Convención es derecho directamente aplicable , siempre y cuando se satisfagan las exigencias de sus artículos 1 a 6.

     Ese carácter directo se manifiesta desde un doble punto de vista. En primer término, y partiendo de la base de que los contratantes no la hubieren excluído , se tiene que la Convención "...es aplicable como lex fori..." , sin pasar por el tamiz de lo que establezcan las normas de conflicto de derecho internacional privado , lo cual equivale a decir que el juez del foro tiene que aplicar las disposiciones convencionales "...como Derecho propio y no como derecho extranjero..." .
De esta manera, la normatividad de la convención se debe percibir como derecho interno, pues en la medida en que se den los presupuestos correspondientes, sin intermediación alguna, toda vez que no deben existir condicionamientos a la verificación de requisitos adicionales en su aplicación, ésta se hará en forma directa.

     En segundo término, la aplicación directa de la convención se advierte en la naturaleza autoejecutiva de sus normas , significando con ello que las partes pueden invocar llanamente los derechos y obligaciones por ellas creadas, sin necesidad de desarrollo especifico en el derecho interno del Estado del foro .

2) La aplicación indirecta de la Convención
      La aplicación indirecta de la Convención, denominada así por cuanto es el resultado de la labor remisoria de las normas de derecho internacional privado del foro, surge de la lectura de la letra b) del numeral 1) del artículo 1.

Artículo 1
1) …
b) cuando las normas de derecho internacional privado prevean la aplicación de la ley de un Estado Contratante.
...

      Considerada como una ampliación de la esfera aplicativa de la Convención, y partiendo de la base de que los establecimientos de las partes se encuentran en Estados diferentes, uno de los cuales, por lo menos, no es un Estado Contratante, consiste en que las normas de derecho internacional privado del foro (Estado ante el que las partes dirimen su litigio ) designan, como derecho aplicable al contrato de compraventa internacional de mercaderías, la ley de un Estado contratante .

      Son varias las hipotesis que pueden presentarse para que se configure esta circunstancia:

- Que el establecimiento de una de las partes esté situado en un Estado que no ha ratificado la Convención y el establecimiento de la otra parte esté situado en un Estado Contratante, ad. ex. el establecimiento del vendedor situado en Inglaterra (el Reino Unido todavía no ha ratificado la Convención) y el establecimiento del comprador situado en Colombia. Si las normas de derecho internacional privado del Estado ante el que las partes dirimen el litigio remiten a la ley colombiana, se aplicará la Convención. Igual acontecerá si tales normas remiten a la ley de cualquier otro Estado que haya ratificado la Convención.

- Que el establecimiento de una de las partes esté situado en un Estado que no ha ratificado la Convención y el establecimiento de la otra parte esté situado en un Estado Contratante, ad. ex. el establecimiento del vendedor situado en Venezuela (Estado que todavía no ha ratificado la Convención) y el establecimiento del comprador situado en Colombia. Puede acontecer que las partes hayan escogido como derecho aplicable la ley colombiana, lo cual también conducirá a la aplicación de la Convención .

- Que los establecimientos de las partes estén situados en Estados diferentes que no han ratificado la Convención, ad. ex. el establecimiento del vendedor situado en Inglaterra (el Reino Unido no ha ratificado todavía la Convención) y el establecimiento del comprador situado en Venezuela (Estado que no ha ratificado la Convención). Si las normas de derecho internacional privado del Estado ante el que las partes dirimen el litigio remiten a la ley de un Estado Contratante, se aplicará la Convención.

2. La reserva del artículo 95
      La hipotesis del artículo 1. 1) b) o aplicación indirecta de la Convención, si bien es cierto amplió su ámbito de aplicación espacial, también produjo la reacción de algunas delegaciones acreditadas en la conferencia diplomática que no estaban de acuerdo con ello, lo cual condujo, finalmente, dentro de un ambiente conciliador y de armonización, a que se propusiera la inclusión de una reserva en el texto convencional.

      Así, el artículo 95 establece:

Artículo 95
     Todo Estado podrá declarar en el momento del depósito de su instrumento de ratificación, aceptación, aprobación o adhesión que no quedará obligado por el apartado b) del párrafo 1) del artículo 1 de la presente Convención.

      Significa lo anterior que los Estados contratantes que manifestaron su voluntad de no quedar obligados por el artículo 1. 1) b) , o los que llegaren a hacer tal declaración, no aplicarán la Convención cuando las normas de derecho internacional privado del foro designen, como derecho aplicable al contrato de compraventa internacional de mercaderías, la ley de un Estado contratante que haya hecho la reserva del artículo 95, dentro del supuesto de que uno de los establecimientos de las partes no se encuentra situado en un Estado contratante. Así, ad. ex. si el establecimiento del vendedor se encuentra situado en Inglaterra (el Reino Unido no ha ratificado todavía la Convención) y el establecimiento del comprador se encuentra situado en los Estados Unidos (Estado que ratificó la Convención con la reserva del artículo 95), se deberá acudir a las normas de derecho internacional privado que correspondan, las cuales si llegaren a remitir al derecho de los Estados Unidos implicará la no aplicación de la Convención .

3. Otras reservas de aplicación
      El ámbito de aplicación espacial se enfrenta a tres excepciones, expresamente previstas en el texto convencional, así:

a. Estados con reserva de una parte de la Convención
     El artículo 92 de la Convención prevé que un Estado Contratante pueda reservarse la aplicación de la Convención en su parte II (Formación del Contrato) o en su parte III (Compraventa de Mercaderías), al momento de firmarla, ratificarla, aceptarla, aprobarla o de adherirse a ella. En tal virtud, no se le considerará como Estado Contratante en relación con las materias sobre las cuales hizo la correspondiente salvedad.

Artículo 92
     1. Todo Estado Contratante podrá declarar en el momento de la firma, la ratificación, la aceptación, la aprobación o la adhesión que no quedará obligado por la Parte II de la presente Convención o que no quedará obligado pr la Parte III de la presente Convención.

     2. Todo Estado Contratante que haga una declaración conforme al párrafo precedente respecto de la Parte II o de la Parte III de la presente Convención no será considerado Estado Contratante a los efectos del párrafo 1º del artículo 1º de la presente Convención respecto de las materias que se rijan por la Parte a la que se aplique la declaración.

b. Estados plurilegislativos
     El artículo 93 de la Convención, dirigido a los Estados Contratantes que participan de las características de los denominados Estados plurilegislativos, es decir aquéllos integrados por varias unidades territoriales en las que, de conformidad con su sistema constitucional, sean aplicables distintos ordenamientos jurídicos en relación con los asuntos sobre los que versa la Convención , contempla la facultad para ellos de declarar, al momento de la firma, la ratificación, la aceptación, la aprobación o la adhesión de la Convención, la salvedad de aplicación de la misma a una o varias de sus unidades territoriales.

     Indican los párrafos 1º y 2º del artículo 93 lo siguiente:

Artículo 93
     1. Todo Estado Contratante integrado por dos o más unidades territoriales en las que, con arreglo a su constitución, sean aplicables distintos sistemas jurídicos en relación con las materias objeto de la presente Convención podrá declarar en el momento de la firma, la ratificación, la aceptación, la aprobación o la adhesión que la presente Convención se aplicará a todas sus unidades territoriales o sólo a una o varias de ellas y podrá modificar en cualquier momento su declaración mediante otra declaración.

     2. Esas declaraciones serán notificadas al depositario y en ellas se hará constar expresamente a qué unidades territoriales se aplica la Convención.
...

     Ahora bien, si el establecimiento de una de las partes se encuentra localizado en ese Estado que ha hecho la salvedad, se apreciará que aquél no está en un Estado Contratante de la Convención, salvo que el establecimiento se ubique en la unidad territorial a la cual sí se le aplica el texto convenciona.

      Tal es el sentido del párrafo 3º del artículo 93 en comento:

Artículo 93

     3. Si, en virtud de una declaración hecha conforme a este artículo, la presente Convención se aplica a una o varias de las unidades territoriales de un Estado Contratante, pero no a todas ellas, y si el establecimiento de una de las partes está situado en ese Estado, se considerará que, a los efectos de la presente Convención, ese establecimiento no está en un Estado Contratante, a menos que se encuentre en una unidad territorial a la que se aplique la Convención
...

      Finalmente, si el Estado Contratante plurilegislativo no hace salvedad alguna, se entenderá que la Convención aplica plenamente en todas las unidades territoriales que lo conforman.

      Así lo indica el párrafo 4º del artículo 93:

Artículo 93

     4. Si el Estado Contratante no hace ninguna declaración conforme al párrafo 1º de este artículo, la Convención se aplicará a todas las unidades territoriales de ese Estado.

c. Estados partes de una codificación regional
     El párrafo 1. del artículo 94 de la Convención permite, en cualquier momento, a los Estados Contratantes que participen de una codificación regional que regule las materias que se rigen por la presente Convención, declarar que ella no se aplicará a los contratos de compraventa ni a su proceso de formación cuando los establecimientos de los contratantes estén localizados en esos Estados .

Artículo 94

     1. Dos o más Estados Contratantes que, en las materias que se rigen por la presente Convención, tengan normas jurídicas idénticas o similares podrán declarar, en cualquier momento, que la Convención no se aplicará a los contratos de compraventa ni a su formación cuando las partes tengan sus establecimientos en esos Estados. Tales declaraciones podrán hacerse conjuntamente o mediante declaraciones unilaterales recíprocas.
...


Introducción | Parte 1 | Parte 2 | Parte 3 | Bibliografía | Notas